INFLACION, ALIMENTOS E INCREMENTOS SALARIALES.

Por Felipe Murolo.

Matutinos de hoy publican declaraciones de dirigentes empresarios (Daniel Funes de Rioja y José Ignacio de Mendiguren) advirtiendo que constituiría un peligro de exacerbar la inflación acordar números alegres en la presente ronda de negociaciones laborales. No estoy de acuerdo con que se culpe de la inflación a los incrementos salariales, pero conviene analizar ciertos fenómenos que impiden una eficiente y equitativa negociación de los convenios colectivos de trabajo, fundamentalmente en lo que se refiere al nivel nominal de los salarios.

Estos fenómenos son la inflación y la distorsión de precios relativos.

Se puede segmentar a la población asalariada según distintos niveles de ingresos, teniendo que:

1. Las familias que perciben ingresos semejantes al salario mínimo o que lo exceden en muy poco, tienen en su canasta preponderantemente alimentos, que aumentan mas que la media.
2. Las familias cuyos ingresos duplican el salario mínimo, consumen un porcentaje menor de alimentos y no son grandes demandantes de servicios privados (los que no están subsidiados). Su canasta, consecuentemente, aumenta de manera semejante a la media.
3. Las familias cuyos ingresos cuadruplican el salario mínimo, consumen mas servicios privados (los que no están subsidiados). Su canasta aumenta mas que la media, pero menos que en el caso de las de menores ingresos. En este tramo todavía no se sufre la licuación generada por la falta de actualización de la tabla de deducciones del impuesto a las ganancias.
4. Quienes perciben cinco o mas veces el salario mínimo consumen aún mas servicios privados y se ven afectados por la falta de actualización de la tabla de deducciones del impuesto a las ganancias. Su canasta aumenta levemente por encima de los del tramo de cuatro veces el salario mínimo, pero su capacidad adquisitiva disminuye por la cuestión relacionada con el impuesto a las ganancias antes mencionada.

En épocas de alta inflación lo que fundamentalmente se discute en la negociación de los convenios colectivos de trabajo es cómo tratar de evitar la caída de los ingresos de los trabajadores, en términos reales, adicionalmente a la que natural y habitualmente se produce con el correr del año con motivo de salarios congelados o semicongelados en términos nominales y un aumento constante de los precios.

La situación de los trabajadores del tramo mínimo de ingresos genera la necesidad de incrementar los salarios mas que la media (al nivel de los alimentos) aunque ese porcentaje, actualmente, equivale a la suma de la variación media de los precios y el incremento del PBI.

En el caso de los trabajadores del tramo 4. precitado, hay un componente progresivo al devorarse con el impuesto a las ganancias una parte de los aumentos nominales, pero en beneficio del fisco, no como una disminución del costo laboral.

Una vez mas nos encontramos ante la evidencia de que la inflación y la distorsión de precios relativos dificulta la toma de decisiones transparentes y equitativas y que como consecuencia de ello, tanto la inflación como la distorsión de precios relativos se potencian.

12 comentarios sobre “INFLACION, ALIMENTOS E INCREMENTOS SALARIALES.”

  1. Estimado Dr. Cavallo:

    Al respecto del flagelo de la inflación tengo una percepción que tal vez no se ajuste a la realidad y quisiera saber su opinión. Consiste en que presumo que este año la inflación, que el año pasado -según estimaciones privadas- rondó el 25 %, se va a acelerar; y esto como consecuencia de que observo que algunos aumentos salariales son de la misma entidad que el 2010 pero no están escalonados como sí ocurrió el pasado año.
    Soy docente en la provincia de Bs. As. y compruebo que este año el incremento es similar en términos porcentuales al anterior, pero la diferencia es que el sueldo de abril ya vendrá con un 20 % de incremento cuando en el 2010 se otorgó en cuotas empezando con un 12 % para la misma altura del año. Quisiera saber si percibe Ud. que tal situación será la norma para todos los acuerdos salariales y si este aumento de la demanda concentrado en los próximos meses no traerá más inflación que el año pasado.

    Un abrazo, gracias desde ya por su respuesta.

    1. En general los aumentos de salarios siguen a la inflación, no son el principal factor que la provoca. Hoy Felipe Murolo ha subido un post que lo explica en relación a las negociaciones colectivas en marcha. Si el Banco Central aplicara un plan anti-inflacionario, los aumentos salariales se moderarían en futuras negociaciones. Coincido con Usted que probablemente este año los aumentos se escalonarán mucho menos que el año pasado. pero esto es consecuencia de que la inflación, en los últimos meses fue muy superior a la que se esperaba cuando se negociaron los convenios colectivos del año pasado.

  2. Muy Bueno el articulo
    Ahora me parece que argentina tiene un problema que ningun miembro de la oposicion advierte ,
    el porcentaje de inflacion desde el primero de enero del 2002 ya supero al porcentaje devaluado del peso desde enero del 2002 y hay muchos politicos opositores y muchos empresarios que piden actualizacion del precio del dolar . Actualmente pienso hay mas presion devaluatoria que en 2001 . Cuando van a entender los politicos y los empresarios que no se puede seguir devaluando indefinidamente , ya que trae aparejada mas inflacion en el mediano plazo ?
    Pero hay otro tema como incentivamos a la produccion nacional con tanta inflacion y dolar quieto ? Seria posible aplicar un aumento de IVA para productos finales importados ?
    Saludos.

    1. Un aumento del IVA a los productos importados equivale a un aumento de los aranceles de importación y éstos en general han sido negociados ante la Organización Mundial del Comercio y en los acuerdos bilaterales. Violar estos compromisos tiene sus costos, costos en los que el gobierno actual ya está incurriendo a través de las restricciones cuantitativas a las importaciones. Para evitar que se siga perdiendo competitividad y no sea necesario devaluar, lo que el gobierno tiene que hacer es encomendar al Banco Central que se proponga frenar la inflación. ése es el rol que cumple el Banco Central en la mayoría de los países del mundo que.

  3. Esta mas claro que el agua que nadie de los que tienen responsabilidad (gobierno) y pueden hacer algo piensan hacer con la infllacion, la inflacion es la principal socia de esta administracion por que le da liquidez via mayor ingresos por impuestos y le permite sus “PARA TODOS”, la oposicion habla de que hay que bajar la inflacion pero nada dice que para bajar la inlfacion vamos a tener que hacer un ajuste importante y que este va a frenar la economia y nada dice de que el show de subsidios debe terminar para poder acomodar los ingresos (sin inflacion) a los gastos, la clase politicia no mira el bien comun si no no estariamos donde estamos, solo se miran el ombligo y tratan de ver como se quedan atornillados en sus cargos a costa de todos los Argentinos de trabajo, la unica manera de que alguien haga de verdad un plan con la inlfacion va a ser cuando esta nos reviente en la cara con su lado mas oscuro, ahi no va a quedar otra que un plan de ajuste, esto es lo que paso en 1991 con el plan de convertibilidad. saludos.

    1. Es cierto Federico. Lástima que eso significa que el costo del ajuste va a ir siendo cada vez mayor. Mientras más se postergue, más socialmente costoso va a ser volver a estabilizar.

  4. Muy buen articulo. Si bien no se puede adjudicar como causante de la inflación al aumento de salarios, los aumentos de los mismos son un factor inflacionario mas cuando se trasladan a precios. Vale decir que si el empresariado no puede absorver los aumentos salariales los mismos serán generadores de inflación. Tal vez nos encontremos frente a un principio hiperinflacionario, las causas de la inflación por todos conocidas obligaron a ajustes salariales por y como lo que describe el articulo los que a su vez realimentan la inflación en un proceso obligadamente divergente. Me resultó muy interesante la información de la segmentación señalada. Felipe, muchas gracias. Saludos , Alex

  5. Estimado Dr. Cavallo, hace tiempo que vengo leyendo y observando su Blog, porque lo admiro como profesional y funcionario y ha sido muy interesante, pero nunca comenté, esta es la primera vez que voy a hacerlo, estos días me estaba surgiendo una duda precisamente respecto a este tema, relación inflación-salarios. Mi pregunta es muy sencilla, quizá la respuesta esté implícita en el artículo o en alguno de los comentarios previos, pero igual se la formulo: ¿En un contexto como el actual, en el cual, la inflación es demasiado elevada, lo peor que se puede hacer para apasiguar el efecto de la misma es aumentando los salarios?
    Le agradezo de antemano que pudiera responderla.

    Lo saluda, muy atentamente:

    Agustín Sánchez
    19 años.

    1. Lo que pasa es que como el aumento de los salarios no es la causa sino la consecuencia de la inflación, ningún gobierno ni ninguna corporación patronal tiene capacidad para evitarlos. Lo que si un buen gobierno puede hacer es remo ver los desequilibrios que dan orígen a la inflación.

  6. Estimado dr. Cavallo, porque si la inflacion es masomenos parecido al porcentaje en que se aumentan los sueldo, cada vez se nota mas que la gente va perdiendo el nivel adquisitivo?

    1. Cuando se negocia, los salarios suelen aumentar un poco más que la inflación del año anterior, pero luego la inflación aumenta y termina superando a los salarios, salvo en el caso de los sindicatos más fuertes. Pero hay una gran porción de la población que no está protegida por sindicatos y cuyos ingresos no aumentan al ritmo de la inflación. Por eso, a la larga, la inflación siempre termina produciendo contracción del consumo.

Los comentarios están cerrados.