Con convertibilidad hoy estaríamos mucho mejor

Con convertibilidad hoy estaríamos mucho mejor

La crisis energética es consecuencia de la violación por el Estado de todos los contratos de concesión y de las reglas de juego de mercado que significó el congelamiento de las tarifas en pesos a los niveles anteriores a la devaluación. Si se hubiera mantenido la convertibilidad, las empresas habrían seguido invirtiendo y hoy no habría crisis energética.

La inflación ha reaparecido en la economía Argentina porque la devaluación permitió que los precios de los bienes competitivos con importaciones y la mayoría de los bienes de exportación se multiplicaran por 3, mientras se pretende evitar que los salarios y los bienes y servicios no ligados al comercio exterior aumenten en la misma proporción. Como esta pretendida redistribución regresiva del ingreso, además de injusta, es una situación de desequilibrio, todos los precios y salarios que aún no se multiplicaron por 3 seguirán aumentando hasta deshacer el efecto de la devaluación. Y si el gobierno insiste con la política de tipo de cambio real alto y vuelve a devaluar, la inflación se espiralizará y se transformará en una enfermedad crónica de la economía, como lo fue entre 1950 y 1990. Nada de esto habría ocurrido si no se hubiera abandonado la convertibilidad.

Hay desabastecimiento de muchos bienes, porque el gobierno quiere evitar el aumento de los precios con controles que violan las leyes más elementales del mercado. Nada de esto hubiera ocurrido con convertibilidad.

Los problemas del transporte urbano y del tráfico aéreo, también son la consecuencia de las distorsiones entre precios y costos que creó la devaluación. La situación sería totalmente diferente si continuara la convertibilidad.

Sin devaluación no hubiese habido Corralón, y el Corralito podría haberse levantado sin problemas en 90 días, luego de concluida la reestructuración de la Deuda, que, en diciembre de 2001, ya se había logrado en más de un 50 %.

Y, por si todo esto fuera poco, con convertibilidad podríamos haber acumulado el mismo crecimiento del empleo y de la producción, con mucho mejores perspectivas se sostenimiento en el tiempo, porque no existirían los cuellos de botella que hoy amenazan con frenar la expansión económica.

Quienes descreen de esta interpretación de nuestra historia reciente, no advierten que el crecimiento de los últimos cuatro años es simplemente el rebote de la fuerte caída anterior y a la bonanza internacional que se produjo a partir de la devaluación del… Dólar frente al Euro y las demás monedas. Era esta devaluación, y no la del Peso frente al Dólar la que se necesitaba para sacar al país de la depresión en que había entrado desde 1999.

Y la necesaria devaluación del Dólar frente a prácticamente todas las monedas importantes del mundo se produjo a partir de mediados de 2002. Como no podía ser de otra forma, vino acompañada de una fuerte recuperación de los precios de nuestros productos de exportación…en dólares!. Por lo tanto, aún sin devaluación del Peso frente al Dólar, los problemas de competitividad de Argentina se habrían resuelto de manera genuina, sin provocar injustas redistribuciones de ingresos y riqueza y sin crear los desequilibrios que hoy amenazan con generar estancamiento y aceleración inflacionaria.

Y si a lo largo de 2002, luego de reestructurada ordenadamente la deuda pública externa, hubiese quedado demostrado que el Peso seguía sobrevaluado, habría bastado moverse hacia una convertibilidad flotante, acompañada por una política monetaria de metas de inflación, como la que vienen aplicando Chile, México, Perú y Brasil, que de ninguna manera hubiera significado una devaluación del Peso mayor al 20 %.

Hasta que un gobierno no advierta que ésta es la lectura correcta de nuestra historia reciente, no se encontrarán soluciones ni a la crisis energética, ni a la crisis de los transportes, ni al desabastecimiento y, mucho menos, a la inflación.

Alguien tiene que animarse a decirle esto a Kirchner.

Espero no ser el único, porque lamentablemente, la estrategia de los que hoy aconsejan al Presidente es descalificarme en lugar de prestarme la atención que me brindaban cuando necesitaban de mi ayuda para ganar elecciones.

No estoy totalmente desesperanzado porque en Enero de 2002, cuando Duhalde producía la zafarranchosa salida de la convertibilidad, Kirchner todavía tenía buena intuición económica. Yo creo que perdió esa buena intuición cuando comenzó a re-estudiar economía con Lavagna como maestro…Bueno sería que así como se lo sacó a Lavagna de encima, se deshaga cuanto antes de los ideólogos del “Modelo Productivo” Duhaldista, que aún tienen monopolizado su oído.

Y, hablando de Duhalde, es sorprendente no encontrar en su reciente libro una línea sobre la cantidad de leña que él le puso al incendio cuando endeudó a su provincia de manera alevosa entre 1997 y 1999. Tampoco reflexiona sobre la leña que aportó a los incendios que ahora han comenzado a aparecer en la gestión de Kirchner. Se trata de un incendiario que cree que mientras haya incendios, puede ofrecer impunemente sus servicios de bombero.

55 comentarios sobre “Con convertibilidad hoy estaríamos mucho mejor”

  1. Dr. Cavallo:
    “La zafarranchosa salida de la convertibilidad”, tal como Ud. dice, no fue sólo obra de Duhalde, sino del conjunto de circunstancias que precipitaron la crisis, entre las cuales, el deseo del FMI de que así ocurriera.
    El Fondo estaba presionando la devaluación y creo que esto era un secreto a voces.
    Más bien pareciera que se estaba generando el clima propicio para lo que se transformó en un final preanunciado. Y como “el hilo se corta por lo más fino”, fueron los ingenuos ahorristas que creyeron en el sistema financiero argentino, los principales afectados.
    Así como en medicina existen “lesiones premalignas” con altísima probabilidad de desembocar en neoplasias, el “corralito” si bien fue una medida de urgencia -que no obstante significó la ruina de muchos- precipitó el carcinoma del “corralón”, con las lamentables consecuencias por todos conocidas.
    Saludos.

    1. Recién hoy pude ver su comentario a este artículo. Yo creo que la comparación con la medicina sería apropiada si Usted dijera que el endeudamiento de las provincias con el sistema bancario argentino, durante 1997 a 1999, del que son responsables Duhalde y Menem, es, en todo caso la “lesión premaligna”. Esa lesión premaligna ya se había transformado en neoplacia con la corrida contra los depósitos bancarios que había comenzado en marzo de 2001, se repitió en julio y agosto y se transformó en incontenible en noviembre de 2001. El corralito fue apenas una forma transitoria de parar una hemorragia fenomenal y permitir una operación. Lamentablemente sacaron al médico que podría haber hecho la operación menos dolorosa y pusieron frente al quirófano a un irresponsable. Yo creo que la dirigencia Argentina, no sólo la política, sino particularmente la corporativa industrial, cometió el error de aquellas familias que ante la desesperación por la enfermedad de un familiar, recurren al curandero. El corralón no tiene nada que ver con el corralito. Se lo llamó así, para que yo asumiera toda la responsabilidad de los desmanejos que hizo el gobierno de Duhalde. Fue una estratagema comunicacional. El corralito fue introducido para hacer innecesaria la pesificación y la consecuente devaluación. Pero no solo el FMI pedía devaluación, que en todo caso era sin Pesificación, sino que la pedían los que por estar fuertemente endeudados, necesitaban que un golpe inflacionario les licuara sus deudas. Sabían que eso significaría la completa desvalorización del ahorro y el trabajo de los Argentinos. Pero no les importó. Total podrían echarle la culpa a Menem, a De la Rúa y, particularmente, a mí.

      1. Doctor dejo el mejor comentario para el final. Esta muy bien explicado voy a comunicarle al mundo que me rodea su pensamiento. Es interesante escuchar a un experto sobre lo que ocurre hoy en dia, a pesar de ser antipartidario del liberalismo economico y objetivamente de sus politicas realizadas.

  2. Estimado Doctor:
    Y no le diré de qué manera rebautizaron la “convertibilidad” los argentinos, con esa picardía criolla que los caracteriza, porque sería una total falta de respeto. Así como la Caja pasó ahora a ser: “la Cajita Feliz”, en el otro caso transformaron la “b” larga en “v” corta.
    Muy valiente la decisión de transformar su página web en un blog. Ojalá sus detractores puedan volcar en forma civilizada sus impresiones. Y no se vea Ud. obligado a eliminar comentarios como el mío.
    Le pido disculpas y le mando un saludo.

    1. Tenga la seguridad que no eliminaré ningún comentario, salvo que incluya algún insulto irreproducible. En abril de 2002, varias encuestas daban cuenta que la gente seguía apoyando a la convertibilidad. El desprestigio popular en que cayó después es fruto del engaño a que se sometió al Pueblo Argentino, y que pudo sostenerse durante seis años gracias a la formidable bonanza internacional que benefició al País. Pero estoy seguro que la crisis inflacionaria en la que estamos metidos ahora, ayudará a que la gente revalorice la estabilidad, de la que la convertibilidad será un capítulo bastanto largo, para los estándares históricos argentinos. Un abrazo.

  3. Doctor, el problema de este país es que sus artículos son demasiado para esta clase media que tenemos, que no entiende las reglas básicas de una economía de mercado. Que esperanza puedo tener si un líder dirigente como Bussi, que esta luchando por esta medida confiscatoria en contra del campo, ha declarado públicamente que voto a Pino Solanas. Que nos queda a nosotros, esa pequeña minoría que puede apreciar los logros de la convertibilidad. Doctor,, me canso de explicar como funciona el mundo pero esta clase media que transformó a Menen en un monstru,o sigue sin entender de que se trata ésto. Doctor el problema de los argentinos es el mambo que tenemos . Saludos y en mi va a tener un gran admirador de su política y sus conocimientos.
    Luciano.

    1. Muchas gracias Luciano. Pero en todos los países del mundo la gente no entiende la economía como sistema complejo, precisamente porque es muy complejo. Pero está en la habilidad de la dirigencia política, en saber comunicar sus ideas y sus propuestas, para que la gente no se equivoque cuando vota. Por eso, los dirigentes que creemos entender lo que nos pasa, tenemos la obligación de predicar, aunque sea en el desierto. Muchas gracias por su apoyo.

  4. Estimado Dr. Cavallo:
    Soy cordobés al igual que Ud. y lo conozco desde que una prima de Monte Maiz me regaló su libro Volver a Crecer. Coincido en que se equivocó en haber aceptado ser ministro de la Alianza y también en su último comentario con respecto a lo que está pasando con el país.
    Me peleo mucho por defenderlo a Usted y a Menem, porque siempre digo que el período que nos hicieron vivir, fue como ese del programa “La tuerca” creo, “Argentina año verde”. Si Ustedes hubieran tenido el viento de cola, en cuanto a la situación de la economía internacional que tiene tiene este gobierno, hoy seríamos Suiza. Desgraciadamente nos gobiernan los contumaces de siempre y así estamos.
    Espero que algún día salgamos de esta adolescencia (como dice Grondona) y empecemos a crecer y a desarrollarnos como país. Lo tenemos todo, no falta nada, solamente una visión clara, no bizca.

    1. Muchas gracias por su comentario. Espero que siga leyendo mis artículos y si tiene ganas de leer otros libros míos, le puedo enviar “El Peso de la Verdad” y “Pasión por Crear”. Sólo necesito su dirección postasl. Por favor, evíemela por e-mail a www@cavallo.com.ar. Afectuosos saludos.

  5. Estimado Domingo:
    Cito su artículo: “que se produjo a partir de la devaluación del… Dólar frente al Euro y las demás monedas. Era esta devaluación, y no la del Peso frente al Dólar la que se necesitaba para sacar al país de la depresión en que había entrado desde 1999.”
    Esa devaluación no hubiera sido la solución porque con la convertibilidad ampliada Ud. había atado el peso también al euro. ¿Lo recuerda?
    Saludos
    Claudio

    1. Si, lo recuerdo, pero sólo por el 50%. Una devaluación del Dólar frente al Euro hubiera ayudado a mejorar la posición real del Peso. Además, aunque no podía anunciarlo, mi idea era que a partir de que el Dólar y el Euro se igualaran, el Peso debía flotar entre el Dólar y el Euro, es decir, tener un valor que no podría ser inferior al del más bajo de los dos, pero no estar obligatoriamente atado al más alto. Un panorama como el que se dio a partir de mediados de 2002 hubiera sido ideal para que el Peso siguiera 1 a 1 con el dólar, sin estar obligado a seguir atado si el Dólar volvía a caer frente al Euro. Como el Euro no hizo otra cosa que fortalecerse, contracara del aumento de todos los precios en dólares de nuestras exportaciones, cualquier sobrevaluación del Peso hubiera desaparecido, sin devaluación frente al dólar.

  6. Me llamo Marcos, tengo 13 años, vivo en Mar del Plata.
    Doctor, disculpe si ya ha sido interrogado por esto, pero ¿no estaríamos ya en una especie de 1 a 1, con una inflación que se está comiendo el modelo?
    Cuando me responda, me gustaría me dé permiso para publicarlo en una especie de “revista” que hago semanalmente. Aprecio sus comentarios.
    Lo saluda, Marcos

    1. La situación actual es muy diferente de la del 1 a 1. En aquella época no había ni desabastecimiento ni inflación. Hoy existe inflación y desabastecimiento de muchos productos, porque muchos precios no equilibran oferta con demanda. Hay precios que no han podido subir, por controles artificiales del gobierno, y otros que han subido de más, porque la gente gasta en ellos el ingreso que no utiliza para pagar los servicios con precios artificialmente bajos. Por eso la situación es muy diferente que en el 1 a 1.

      1. Dr Cavallo , durante la convertibilidad fue la única época de mi vida en que le llegue a ver la pata a la sota , me hice la casa, me equipe con todas las comodidades, me compré todas las herramientas que siempre quise tener, viaje al exterior, mis hijos hicieron sus estudios universitarios, comí y tome de lo mejor, tuve acceso a tecnologías modernas , tuve teléfono por fin, no me cortaban la luz, ahorraba; todo eso durante 10 años, no es poco ese tiempo en la Argentina.
        Tengo memoria y estoy agradecido a Menem y a usted, pese a que nunca lo voté.
        Pensaba que ese modelo con mas transparencia y menos corrupción era el ideal , y que perduraría así.
        Pero al menos Argentina me dio una alegría por 10 años.

  7. Estimado DR Cavallo le escribo para felicitarlo por su trayectoria y le comento que gracias a sus comentario o explicaciones fui entendiendo un poco de economía,
    En sus paso por el Ministerio de Economía me interesó entender como funcionaba la convertibilidad.
    Mi actividad esta ligada con el campo soy Ing Agrónomo y con mi corta edad no puedo entender que hayamos caído en esta situación, teniendo los mercados que nos piden alimento y el contexto internacional favorable para el país.
    Usted me podria explicar donde estamos fallando?

    Saludos

    1. Fallamos porque el intervencionismo estatal en la economía, no está permitiendo que los estímulos naturales que brindan los altos precios internacionales lleguen a quienes podrían invertir y producir más. Para que una economía funcione bien, no se deben desconectar los precios internos de los precios internacionales. En todo caso, si hay inflación internacional, hay que dejar que la moneda propia se aprecie, pero nunca cobrarle impuestos distorsivos a quienes tendrían que producir más, precisamente porque hay demanda.

  8. Dr en esa época de convertibilidad se pudo vivir un poco. Yo que voy al mercado, cada día los precios están mas altos y los sueldos estancados.Cómo va a mejorar esto para la gente común? Sera que no pueden controlar la inflación, no pueden implementar la convertibilidad nuevamente y frenar esto.

    1. Dr este es el mail de Graciela. El anterior fue equivocado. Yo estoy preocupada por la escalada de precios. No hay plata que alcance. Se puede implementar nuevamente la convertibilidad para frenar esto?

    2. Sí se podría frenar la inflación. No es fácil pero es posible. Cómo hacerlo lo explico en las cinco notas tituladas “La lucha contra la inflación”. Muchas gracias por visitar mi sitio.

  9. Dr. Cavallo: aun hoy sigo sosteniendo que el plan de convertibilidad fue lo mejor que lo pudo pasar a la economia argentina, con todas las bondades que se mencionan en los comentarios. Lo que quisiera entender es porque no se salio antes a una convertibilidad con canasta de monedas (real, euro, yen) como ud. propiciaba, sobre todo cuando Brasil habia devaluado su moneda en 1999 y con el efecto tequila tambien impactando el modelo. Tampoco entiendo porque habia un desempleo tan alto, industrias cerradas (ej. textiles, calzados, etc). A favor del modelo y como algo paradigmatico, tambien hubo niveles record de exportacion con convertibilidad (1993). Pregunta: de que forma y cuanto tiempo demandará volver a tener un poder adquisitivo real de los salarios como teniamos en el modelo anterior?. Gracias.

    1. Lamentablemente cuando yo dejé el Ministerio de Economía en 1996, mi sucesor y el nuevo Presidente del Banco Central querían la dolarización completa en lugar de la convertibilidad, por eso nunca consideraron ir a la cesta de monedas.

      1. ¿En que articulo usted habla sobre la dolarizacion? En caso de que no esté;que opina si se hubiese dolarizado la economia cuando estaba Roque Fernandez y Pedro Pou luego de que usted ya no estaba en el ministerio de economia en 1996. Saludos

        1. En el artículo titulado “Régimen Monetario y políticas cambiarias: Lecciones de la experiencia Argentina” que podés bajar se la página “artículos en español” de este sitio. También en mi libro Estanflación.

  10. Dr. como puede seguir sosteniendo que la convertibilidad fue un sistema que funciono y hoy funcionaria mejor, claro esta que no es necesario mucho para estar mejor que ahora, en ese periodo desaparecieron todas las industrias. Ingenieros se cagaban de hambre despues de romperse el culo estudiando algunas de las carreras mas dificiles que existen y hoy todabia faltan ingenieros por culpa de ese periodo que es mejor no volver a repetir.

    1. Hoy faltan ingenieros, falta potencia para general electricidad, falta gas, falta gas-oil, faltan servicios de transporte mínimamente aceptables. Faltan muchas cosas, precisamente porque se dejó de invertir en infraestructura. Eso no hubiera ocurrido si siguiéramos viviendo con ccnvertibilidad.
      No se cual es la especialidad de la ingeniería a la que usted se refiere, pero en la década del 90, los ingenieros que venían de Agua y Energía, por ejemplo, organizaron empresas consultoras en temas de electricidad que fueron muy exitosas. No sólo vendiendo sus servicios en el país sino también en el exterior. Las industrias que sufrieron la competencia externa durante los 90s, no lo hicieron por culpa de la convertibilidad sino porque en un mundo global la competencia es imposible de evitar. Sólo se sobrevive con continuos aumentos de productividad y para esos los buenos ingenieros son imprescindibles. Toda esta teoría de que nos des industrializamos porque el Peso fue demasiado fuerte durante la convertibilidad es desmentida por lo que está pasando en Brasil. Con el Real más fuerte que nunca antes, el país está creciendo con estabilidad y crea expectativas muy buenas hacia el futuro.

      1. Brasil estuvo muchas decadas con el dolar bajo, motivo por el cual la mayoria de las fabricas que estaban en Argentina, desde 1977 se vayan paulatinamente trasladando a Brasil. Brasil es hoy, lo que hoy seriamos, si hubieramos mantenido un modelo proteccionista.
        El modelo proteccionista proporciono a Brasil y a China por ejemplo decadas de flujo de capitales por su mano de obra barata. Hoy que estan pisandole los talones al desarrollo no les afecta demasiado tener una moneda fuerte.

        1. Pienso Antonio que quisiste decir que Brasil estuvo durante muchas décadas con el dólar “alto” , no bajo. En realidad, si miramos la experiencia desde 1982 hasta la actualidad, Brasil creció menos que la Argentina mientras mantuvo su moneda más subvaluada que la nuestra. Vale la pena que mires el artículo titulado “Inflación y tipo de cambio: como se relacionan con la sensación de prosperidad Brasileña y la desesperanza Argentina” que encontrarás como mensaje en este blog el 14 de enero de 2010.

  11. Dr.Cavallo, le agradezco su patriotismo porque aunque pueda haberse equivocado en alguna decision esto no es comparable a su estatura de estadista. Si estadista, ud. seria el mejor hombre para conducir a nuestro Pais a ser un Pais en serio, como dice este caradura corrupto encaramado en el poder. No escuche ignorantes, la unica persona que veo en el horizonte capaz de ORGANIZAR el Pais es Ud.
    mis saludos cordiales

  12. Hola Dr. Cavallo, yo llegue medio tarde a esta nota, pero llegue buscando en internet sobre como funciona la convertibilidad, y encontré esta nota, en el web oficial del padre de la convertibilidad del Peso Argentino.
    Tengo unas preguntas para hacerle. Me gustaría saber, ¿como funciona el sistema de moneda convertible o la paridad entre el peso y el dolar?, ¿se podría volver a ese sistema con nuestra economía actual o habría que volver a cambiar la unidad monetaria?
    Yo no viví mucho durante la década menemista, asi que no se como era el modelo de la convertibilidad, lo único que se, es que funciono a bases de la privatización de empresas del estado, algunas, de importancia como YPF, y otras, que mejoraron desde su privatización, como es el hecho de ENTel.
    Aunque a mi parecer, el problema en nuestro país durante la década de los `90 fue que los productos importados ganaban en precios a los productos nacionales, y eso permitió el cierre de varias fabricas del país. aunque también creo que, si hoy hubiese un 1-1 con el dolar, los sueldos serian los que corresponden con los precios.
    Corríjame en mi vista de la convertibilidad, si es necesario
    Y es verdad, que en esta época, hay desabastecimiento, por ejemplo el aceite Natura, no se consigue en cadenas grandes como Coto, y cuesta conseguirlo en supermercados pequeños, aunque se consigue.
    Bueno, disculpe que me presento tarde, me llamo Santiago González, tengo 14 años, soy de Jose C. Paz, provincia de Buenos Aires y le agradezco su respuesta y su tiempo en leer mi comentario

    1. Te felicito por tu interés en temas tan complejos siendo tan joven. Estoy seguro que si comenzás a leer e informarte sobre estos temas a tu edad, vas a ser un muy buen economista en el futuro. Para entender lo que significa la convertibilidad te recomiendo que leas dos artículos que encontrarás en la página de artículos en Español. El primero se titula “La calidad del Dinero” y el segundo “Régimen monetario y políticas cambiarias”. Si no te resulta fácil entenderlos, te sugiero que primero leas mi libro Estanflación, que trae una historia del problema de la inflación. Después de familiarizarse con la terminología del libro, que podrás relacionar más fácilmente con los temas de actualidad, te resultará mas fácil leer y entender aquellos artículos más conceptuales. Con respecto a lo que me preguntás, mi respuesta es que ahora habría que ir a un sistema de “convertibilidad flotante”, como yo lo vengo proponiendo desde 2002. También podrás encontrar un artículo sobre este tema entre mis posts de aquél año. La convertibilidad permitió que se pudiera hacer las privatizaciones con transparencia y que luego aumentara mucho la capacidad productiva en base a inversiones que de otra manera no se hubieran producido. De hecho, no ha habido inversiones en los sectores de la energía y los servicios públicos desde que se abandonó la convertibilidad. El desabastecimiento que observas hoy es fruto del fenómeno de inflación reprimida que explico en mi libro.

  13. Hola Dr. Cavallo, respecto de la convertibilidad creo que es la mejor opcion para este pais por varias circunstancias (politicas, economicas, y reglas simples de la economia) , no nos podemos engañar con este modelo actual, en epocas de convertibilidad solo sobrevivio aquel empresario astuto y no solo sobrevivio sino que pregreso a pasos agigantados, es mas no podemos confundir a la argentina con un pais industrializado como varios paises del planeta que poseen miles de fabricas mas que en argentina ( aunque argentina las necesite), si siempre fuimos el granero del mundo, vamos a ver una idea (valindose de que no existan retenciones) hoy la soja vale casi tres veces mas que en el 1 a 1, y el productor organizado en esa epoca subsistia, de esta forma podemos entender que hoy dia con la convertibilidad con la cual la masa de la gente que vive de un sueldo o de comercios y sevicios no relacionados con el campo, podria tener el mismo buen poder adquisitivo que en esa epoca, y el productor con sus cosecha a un triple de su valor podria estar en las mismas condiciones que en 2004, pero ojo! se mantendria el orden de la igualdad de posibilidades, (un productor contenido con su poder adquisitivo y un comerciante con el mismo poder que el 1 a 1 ) y no un productor con tanta diferencia adquisitiva respecto del comerciante, que en 2004 rompieron las bases de los valores de los inmuebles sobrevaluandolos y triplicando sus valores, dejando sin posibilidad de que un empleado o muchos comerciantes pudieran acceder a sus viviendas, gran diferencia con el uno a uno, en la cual con facilidad uno adquiria su propiedad y la equipaba con sus comodidades.
    bueno Dr. Cavallo, es para hablar largo y tendido del tema, me gustaria conocerlo, ya que lo admiro mucho.
    saludos cordiales

  14. gracias,domingo,,por todo lo que hiciste,,por la vision futurista!!!eramos un pais fuerte..
    no entiendo de politica,soy docente,ed fisica,pero me daba cuenta que el pais iba bien encaminado,futurista,progresista
    ahora exilie a españa,hace 3 años,por cristina y su esposo,que apuestan al dolar alto,,eso s ignorancia
    no se llega a nada con dolar a 4 pesos,cada vez la gente esta peor,,,por esto te agradezco tu vision,!!!

  15. Estuve leyendo practicamente todo, me parece perfecto que responda cada uno de los comentarios, eso habla muy bien de usted.
    Para empezar, la convertibilidad fue lo mejor que pudo hacer, como dice.. Durante ese período, cada sector social podía acceder a cosas dignamente aceptables, mejoras en equipamiento, infraestructura, recuerdo la década del 90 como una época con una calidad de vida IMPRESIONANTE, creo que es muy dificil volver a tener esos estandares de vida, principalmente porque la GRAN caída libre que tuvo la sociedad argentina desde la devaluación hasta ahora provocó un desastre a nivel social, empezando por la inseguridad, la precariedad de toda la infraestructura, educación, salud, y así podría seguir.. Creo que va a tomar varios años recuperar ALGO de todo lo que perdimos al salir de la convetibilidad, y más aun mientras KK siga con sus políticas Chavistas que no están llevando hacia ningún lugar.
    Y una cosa que no entiendo es cómo puede ser que Cristina motive la inmigracion desde los países limitrofes, dandole nacionalidad argentina, teniendo sistemas COLAPSADOS.. Hay muchisimas cosas para hacer.. Y yo no quiero irme de mi país, pero bueno.. Un abrazo grande a Ud!

    PD: Me parece una muy buena idea la “Convertibilidad flotante” como propone. Piensa que en la actualidad, tendría buenos resultados a corto plazo?
    Espero su respuesta!

    1. Yo creo que la convertibilidad flotante con política monetaria enderezada a metas de inflación es el único sistema monetario posible si se quiere evitar que la inflación se transforme en un problema endémico, cada vez más grave. En mi libro “Estanflación” explico en detalle porque ésta es la mejor alternativa. Un abrazo.

  16. Gracias Domingo, voy a leer el libro!
    Y bue.. Esperemos a que el 2011 sea el punto de partida hacia un futuro mejor, con mis 20 años tengo esa esperanza!
    Me apasiona la política y la economía, lo admiro mucho.
    Por último, qué opina del impuesto a los artículos electrónicos para promover la producción y crecimiento de la industria de Tierra del Fuego?

    Abrazos!

    1. Se trata de un impuesto retrógrado, porque encarece insumos tecnológicas y actúa como freno a la innovación. Un abrazo.

  17. Es verdad, y también yo no veo una industria muy desarrollada y sumándole que no va a poder cubrir la demanda.
    Me parece que va a provocar un gran retroceso tecnológico a todos los argentinos.

  18. Dr.: mejor que la convertibilidad, no hubiera sido mejor adoptar el dolar como lo hizo Panama en su momento?
    En realidad como dijo un colega suyo (otro economista) en realidad la moneda era el Dolar. Pero como en un casino se cambian las monedas por fichas, aqui esa ficha se llamaba peso. Era asi?

    1. No, el Dólar no es la moneda más apropiada para una economía como la nuestra. Sí lo es para una economía como la de Panamá y posiblemente lo sería para toda América Central y el Caribe, incluído México, que tiene el grueso de su comercio con los EEUU.
      Sobre las razones para mantener el Peso, en competencia con el Dólar, puede leer mi libro Estanflación o el artículo titulado “Régimen Monetario y políticas cambiarias” que puede bajarse de la página “artículos en español” de este mismo sitio.

  19. Dr. Cavallo, aun dudo de que sea ud. mismo el que responda a cada uno de los comentarios que le dejan en el blog. Son muchos, y la mayoria necesitan de una contestación con un razonamiento a forzar y con la necesidad de tiempo para dar. Si es ud. quien mismisimamente contesta a sus usuarios dudosos (argentinos) la verdad, mil felicitaciones. No solo “da la cara” a mas de un insulto disfrazado de “diferencias ideológicas”, sino también ejerce algo asi como una actitud de “profesor de economia” incondicional. Mil felicidades y de verdad me alegra que gente tan polemica como lo es ud. en argentina, se exponga a todos e incluso de sus libros a los usuarios de manera gratuita para que todos entendamos su lado de la historia (porque ella es contada desde diferentes enfoques, y el que predomina hoy en día, no es el de ud. sino el de la clase política que lo desprestigió -por lo menos en Argentina-). Felicidades y me asombra su transparencia.
    Por otro lado, no me indujo a escribir el sólo hecho de felicitarle por su vocación de economista, sino el de manifestarle una “tesis” sobre la CONVERTIBILIDAD Y SUS CONSECUENCIAS EN LA ECONOMIA ARGENTINA diferente del que expone ud.
    Desde la Flacso leí muchos articulos de diferentes autores (Basualdo, N. Arceo, A. Monsalvo, Weiner, etc.) sobre los alcances que tuvo la política llamada “PLAN DE CONVERTIBILIDAD”. En estos trabajos, de actualidad y de economistas y sociólogos muy renombrados y reconocidos, hay una idea cuasiunánime y consolidada de que la CONVERTIBILIDAD trajo consigo el desmantelamiento del sector industrial en deterimento de los salarios reales de los trabajadores argentinos. Pues bien, éste supuso un peso SOBREVALUADO que no pudo competir con los productos (bienes terminados) del exterior y que ingresaban a la Argentina de manera descontrolada debido a la APERTURA DE LOS MERCADOS que ud. pregonó. Algo así como el llamado “neoliberalismo económico” que tanto escucho por la tele y y en boca de todos los oficialistas.

    1. No creo que haya una opinión cuasi-unánime entre economistas, sociólogos a investigadores de prestigio. La que usted describe es una tesis que abreva en una forma de ver e interpretar la historia económica Argentina que, en mi opinión, ha llevado al estancamiento de nuestra sociedad. Se trata de la visión estatista y autárquica que pregonó el crecimiento a través de la sustitución de importaciones y el financiamiento del Estado a través de impuestos a la exportación y de la inflación. Todos mis libros son una crítica a esa interpretación de nuestra realidad y hay muchos autores argentinos y extranjeros que comparten mi visión.
      Sin entrar en mayores detalles le voy a hacer una sola sugerencia: compare el nivel de los salarios reales promedio de la economía durante la década del 90 con los de las décadas anterior y posterior.

  20. Su política de CONVERTIBILIDAD sobrevaluó el peso y si bien supuso un incremento en el salario real del trabajador, después vino descendiendo por las reformas laborales (ley 24.013 y 24.028) que “flexibilizaron la situación de empleo” con el objetivo de que el empleador (grandes empresas) contrataran mano de obra barata para garantizar los índices de desocupación (que para 2000 eran de 17.5% de desocupados). Si a eso le sumamos el ingreso de bienes extranjeros más baratos que los que producíamos y con los cuales no podíamos competir (por ser un país en desarrollo – en todo sentido -) no da de resultado que el argentino compraba lo extranjero discriminando a lo nacional, las empresas de bienes manufacturados locales cerraban porque no podían colocar sus mercancías en el mercado local, trayéndonos como conclusión: el cierre de fabricas y el ENGROSAMIENTO DE TRABAJADORES DESEMPLEADOS.
    No fue solo la CONVERTIBILIDAD lo que trajo problemas a los trabajadores argentinos, cierto es, pues también vino acompañada de una clase política legislativa que privilegio al empleador por sobre el empleado (no digo que ello este mal, pues es un modelo destinado a abaratar la mano de obra con tal de que se contrate a mas empleados o que vengan inversiones) pero que no tuvieron sustento adecuado y desregularizaron una practica macropolitica y macroeconómica de industrialización por sustitución de importaciones (ISI) que venía desde el peronismo del mismo PERON, por una en donde se liberalizo a gran escala nuestra economía que nos fue imposible sostenerla. Mi pregunta va desde esta manera de entender el proceso de desarrollo de las políticas de los 90’s encaminada a preguntarle: ¿es posible que se haya enfocado su administración a continuar con el modelo de “valorización financiera” (desde el punto de vista de que era más rentable en los 90’s invertir en el mercado financiero que en la economía real) y que con ello se haya perjudicado o desatendido el sector industrial?

  21. ¿Cómo se explican los superelevados índices de desempleo en los 90’s y al termino de su adm. Económica? ¿Es posible que el cambio de “modelo de acumulación” de la adm. Actual este abocado a eso que fue desatendido en su administración inclinándose a la consolidación del sector de bienes manufacturados por sobre el del merc. financiero? Como consecuencia de los desajustes económicos y la fuga de capitales del final de los 90’s ¿no es mejor una economía controlada por el Estado, es decir, por la autoridad política/moral en definitiva, que la de la libertaria? Pregunto ello porque siento que si a los hombres se nos deja libre (en un estado de naturaleza) la verdad siempre ganará el más fuerte, o en el caso de la economía, los grupos económicos más fuertes.
    Por último, la verdad muchas felicitaciones por el blog y algo más… ¿Qué candidato votaría ud. Como presidente de la Arg. Para el 2011 de los que ya han decidido nombrarse como posibles candidatos: lilita carrio, cobos, duahlde, quizás Kirchner, solá, de la sota, macri, de narvaez, das neves, etc.? …………… gracias nuevamente!

    1. Si le gusta mi blog, es bueno que lea todos los mensajes, los comentarios y mis contestaciones. Obviamente que respondo a las preguntas cuando son precisas y no están respondidas en mis libros o en mis mensajes al blog. Navegando encontrará información que le hará ver que la descripción que usted hace de la realidad no se ajusta a lo que realmente ocurrió en los 90s y mucho menos a lo que está ocurriendo ahora.

  22. La convertibilidad fue muy buena para la estabilidad pero pésima para la producción y el empleo.
    Creo que hay cosas que no responde porque simplemente no tiene respuesta. Y a todo el que pregunta lo manda a leer su libro (como alguna vez mando a los científicos a lavar los platos).
    La convertibilidad no era un fomentador del empleo. Usted siempre dice “fijanse el poder de los salarios reales en la convertibilidad”… Si puede ser al principio, pero a medida que se fue avanzando en la convertibilidad fue cada vez mas bajo. Sin nombrar la productividad que perdió Argentina, fabricas, industrias … PARECE QUE USTED ESO NO LO VE.
    Despues se devaluó y parece como si por obra de arte la economía se hubiese vuelto productiva de nuevo… si hay inflación… pero me parece que no hace falta ser un genio para darse cuenta que la convertibilidad fue muy mala para la productividad.

    1. Usted confunde los efectos de la convertibilidad con los de las políticas de gasto público y de endeudamiento de las provincias, que fueron las verdaderas causas de la recesión y del aumento del desempleo. Su mismo errror cometen los que hoy sostienen que los problemas de Grecia, España , Portugal e Irlanda se originan en el Euro.

  23. Dr Cavallo,
    Queria felicitarlo por su trayectoria, es uno de los mejores economistas, si no es el mejor que tiene Argentina. Una lastima que no lo llamen para solucionar los problemas economicos por los que pasa Argentina hoy. Soy alumno de la universidad de Belgrano, y estoy haciendo mi tesis, sobre la convertibilidad una cura a la inflacion, queria saber si me podria recomendar algunos libros para leer sobre el tema, cual es su opinion acerca de la convertivilidad y la inflacion, y si alguna vez podria venir a dar alguna conferencia a la Universidad De Belgrano en donde seria muy bien recibido, y seria todo un honor tenerlo como orador.
    Saludos
    Ignacio

    1. Hola Ignacio, si no lo has leído te recomiendo mi ‘ultimo libro: Estanflación. Ya está agotado en papel pero se consigue en versión digital. Por supuesto que me encantará dar una conferencia en la Universidad de Belgrano. Pero tendrá que ser luego de las elecciones de Octubre, porque hasta entonces prácticamente no voy a estar en Buenos Aires. Un abrazo.

Los comentarios están cerrados.