¿Qué herramientas tiene el Gobierno para bajar la tasa de inflación del piso del 6% mensual?

Con la tasa de inflación mensual tendiendo a estabilizarse en un piso del 6% mensual, equivalente al 100% anual, en el contexto político actual no es posible imaginar herramientas efectivas para hacerla bajar de ese nivel, salvo una fuerte reducción del gasto público.

El precio del dólar para las transacciones comerciales, que en muchas ocasiones del pasado se utilizó como ancla nominal, no podrá ser utilizado con ese objetivo en el curso de los que resta de 2022 y el año 2023. La alta brecha cambiaria y las expectativas de un salto devaluatorio discreto hacen muy peligroso cualquier intento del gobierno de ubicar el ritmo mensual de ajuste del precio del dólar en el mercado oficial por debajo de la tasa de inflación.

Tampoco se podrán utilizar las tarifas de los servicios públicos y de la energía como se lo hizo de manera prácticamente continuada desde enero de 2002 en adelante. Por el contrario, la necesidad de evitar un aumento adicional de los subsidios económicos requerirá no sólo de aumentos para recuperar atrasos sino ajustes mensuales adicionales que no sean inferiores a la tasa de inflación.

El aumento de la tasa de interés para ubicarla en términos netos positivos, es decir, por arriba de la tasa de inflación, que en economías básicamente estables es la herramienta para revertir escaladas inflacionarias, como se lo está viendo en estos momentos en los Estados Unidos y en Europa, en nuestro caso tampoco ayudará a bajar la tasa de inflación. Esto se debe a que el Banco Central tiene una deuda remunerada con esa tasa (LELIQs y Pases) que ya supera a la misma base monetaria, por lo que, para no seguir aumentando esa deuda, el Banco Central tendría que dejar expandir mensualmente la base monetaria al 50% de la tasa mensual de interés. Si los otros factores de creación de base monetaria (compra de reservas y asistencia al Tesoro) no logra ser inferior al 50% de la tasa mensual de interés, la tasa de expansión de los pasivos del Banco Cenral (base monetaria mas LELIQs) se equipararía a la tasa mensual de interés, es decir algo por arriba de la tasa de inflación. El efecto contracción de demanda agregada que se espera por el aumento de la tasa de interés será compensado, probablemente más que compensado, por el efecto expansión adicional de los pasivos del Banco Central.

Los sindicatos y la misma ala kirchnerista del gobierno no permitirán que el aumento de los salarios sea inferior a la tasa de inflación, por lo que la caída del salario real, que fue utilizada en el pasado para disminuir la tasa de inflación, tampoco estará disponible en 2023, máxime teniendo en cuenta que se trata de un año electoral. Esto ya se ha observado en las recientes discusiones salariales.

Queda como único instrumento imaginable, la reducción del gasto público en términos reales. Es decir, que el aumento del gasto público nominal sea significativamente inferior a la tasa de inflación. Tanto de la presentación del proyecto de presupuesto para 2023 como de las expresiones del viceministro Gabriel Rubinstein, sugiere que esta es la apuesta del equipo liderado por el ministro Sergio Massa. Por esta razón vale la pena seguir en detalle la discusión del ajuste fiscal que se propone y examinar su viabilidad política.

El ajuste fiscal descripto en el proyecto de presupuesto para 2023

Dado que el proyecto de presupuesto para el año próximo incluye, como todos los años, una estimación detallada del cierre fiscal del año en curso, una forma de explorar la viabilidad de la propuesta para 2023 consiste en examinar que es lo que el equipo económico espera que ocurra en lo que resta del año 2022. De este examen, se puede deducir cual será el enfoque del ajuste fiscal de 2023. Este ejercicio ha sido prolijamente hecho por Nadín Argañaraz. Paso a resumirlo.

En el cuadro 1 se puede observar que la evolución de los distintos componentes del cuadro fiscal que se estima para el cierre de 2022 es muy diferente al curso que tuvieron las cuentas respectivas durante los ocho primeros meses del año, en comparación con los mismos ocho meses de 2021.

Así, mientras que en los primeros ocho meses los gastos totales aumentaron 72 % con respecto a los mismos meses de 2021, la estimación al cierre de 2022 que trae el proyecto de presupuesto es un aumento de sólo 61%. En línea con esta estimación, lo mismo ocurre con todos los demás conceptos de gastos, excepto el de intereses pagados por el tesoro que mientras aumentaron 66% en los primeros ocho meses, se estima que durante todo el año 2022 aumentarán 142%.

Nadín Argañaraz ha calculado los porcentajes de reducción en términos reales (es decir, descontado el efecto de la inflación) de los distintos componentes del gasto del sector público que se necesitará lograr en el período septiembre-diciembre de 2022 para que el año cierre con las cifras estimadas en el proyecto de presupuesto para 2023. Estos porcentajes se presentan en el cuadro 2.

El gasto primario debe reducirse 17% en términos reales. Más en detalle se destacan “déficit operativo de empresas públicas y otros” con una reducción del 43%, “Bienes y servicios” con una reducción del 30%, “Inversión real directa” con una reducción del 28%, “transferencias corrientes” con reducción del 26% y “prestaciones de la seguridad social” con una reducción del 13%. Los únicos rubros para los que se contempla un aumento en término reales son “transferencias de capital” y “remuneraciones” con aumentos de alrededor del 12% cada uno.

En ninguno de los discursos de los voceros del gobierno se mencionan estos esfuerzos fiscales que son los que deberían realizarse en el tercer trimestre, dado que el mes de septiembre ya ha transcurrido y no hay indicios de que se hayan producido. Al menos no ha habido reclamos de los que hubieran sido afectados por estos ajustes.

Lo que ocurra en los tres próximos meses con los gastos de los rubros mencionados y la discusión en el congreso de los ajustes contemplados para 2023 permitirán evaluar con más precisión el realismo de este programa fiscal. Pero, a la luz de lo que ha sido la trayectoria fiscal hasta aquí y los discursos de la vicepresidente y la gente que la acompaña, mi impresión es que se trata de una propuesta tan poco realizable como lo era el presupuesto para 2022 que había preparado Martín Guzmán en 2021.

Esto no significa que yo piense que el gobierno no podrá cumplir con el compromiso fiscal asumido en el programa con el FMI. Mi conclusión es que el gobierno va a necesitar una tasa de inflación de al menos 6% mensual para que se logre reducir el déficit fiscal primario al 1,9% del PBI. Por supuesto, medido el PBI a precios corrientes, es decir aumentado por el efecto de la inflación.


55 comentarios en «¿Qué herramientas tiene el Gobierno para bajar la tasa de inflación del piso del 6% mensual?»

  1. Mi impresión, nada más que eso porque no soy economista y ud sabrá si estoy equivocado o no es que el plan consiste en presentar a un ministro y subministro de economía con una imágen de ajustadores más un presupuesto también ajustador esperando con ello anclar alguna expectativa de racionalidad por parte del equipo económico para evitar así un desmadre que sería esperable con lo que creo piensan hacer: seguir dándole a la maquinita a toda velocidad con la esperanza de mantener un buen desempeño de la actividad económica mientras rezan para que la inflación no se dispare más allá de un 100-120% a la espera de que la sociedad se «trague el verso» de que tiene un ministerio de economía ajustador que está «dispuesto a evitar» que la política haga nuevamente los desastres de siempre con los gastos del Estado.
    Si es éste realmente el plan ¿Qué puede salir mal?
    Por eso le pregunto estimado dr Cavallo ¿Es posible que estén elucubrando algo así?
    Un abrazo.

    1. La posición de la Presidenta sólo se entiende luego de leer el libro de Saiat ¨¨ Economía a contramano¨. Ese libro refleja lo que Kicillof le trasmitió a Cristina como teoría económica. Un abrazo

  2. Muchas gracias por sus explicaciones Dr. Piensa que un cese de hostilidades entre Ucrania y Rusia futuro (que descomprima precios de energía y commodities a la situación pre-guerra) generaría una menor nominalidad inflacionaria? Cuanto podría reducirse aproximadamente la inflación mensual en ese caso? (Independientemente de la probabilidad de ocurrencia, que al momento es baja).
    Un abrazo!

    1. La influencia sobre nuestra situación inflacionaria de lo que está ocurriendo en la economía mundial es marginal. El grueso de las causas de nuestros problemas son de hechura doméstica. Un abrazo

  3. Estimado Mingo
    Coincido con tu análisis económico financiero pero esto hay que ubicarlo en el contexto político y social en el que vivimos, La descomposición y disolución social, la incertidumbre, el desorden, la confusión, la indignación y la violencia que soliviantan los ánimos alcanzando niveles que nos colocan en los umbrales de la anarquía, a esto suma las demandas salariales de los sindicatos, la inseguridad con el narcotráfico y las mafias que controlan ciudades y tienen zonas liberadas, con terroristas del 70 que dirigen a supuestos mapuches, la educación que dejo de formar ciudadanos y hoy es solo campo de batalla para que dirigentes gremiales corruptos mediante metodologías mafiosas busquen negocios y simultáneamente adoctrinen políticamente a niños y jóvenes, a empresarios prendarios que este statu quo los beneficia, y así hasta el infinito. Mingo o tomaos el toro por las astas o esto termina en una situación descontrolada que cualquier cosa puede ser factible, Un fuerte abrazo Diego

    1. Coincido Diego, pero al toro por las astas sólo lo puede tomar un gobierno muy diferente al actual. Un abrazo

    2. nombre femenino
      Cualidad de lo que es infinito.
      «teorías aristotélicas sobre la infinitud de la existencia»
      Similar:
      Infinidad. <<es la cantidad de años que llevamos viviendo con la inflación, que esta sea una infección indeterminada, cuando es una concurrencia por nosotros mismos, que si tenemos finitud y son varias generaciones las que han vivido con este mal.-Y para que continúe igual, esta mas en evidencia que el mal seguirá puede no tener termino ni final, que continua sostenida por ignorancia , populismo , populismo, fanatismo producido a través del voto, única forma de su finitud.

  4. Años clamando que «dejen de hastar en belotudeces».
    Reduzcan el estado a algo q podamos pagar!!!
    Pero no, siguen alimentando parasitismo social, ñoquismo estatal y hasta aumentaron el número de ministerios de 8 a 21!!!

  5. Estimado, piensa que Massa tendrá los cojones para congelar los jugosos salarios de x ej. la deficitaria (x cientos de millones) AeroCampora? que los globos amarillos den gobernabilidad con la renovación de deuda para el próximo periodo? Lo primero lo veo imposible. Lo segundo, con esta oposición, es probable.

    1. La escasez de recursos va a obligar a Massa a comenzar con algunos ajustos, pero los mas importantes quedarán para el próximo gobierno. Un abrazo

  6. Gracias Mingo como siempre por tus análisis. Parece que hay gente importante en el Gobierno que ha vuelto a interesarse en ellos, y aunque el sector kirchnerista haga gestos de inconformidad en público ellos saben muy bien que dependen de Massa y Rubinstein.
    Un saludo

  7. Muy buen análisis como siempre estimado Dr. simple y con todo el rigor que corresponde aunque no creo que este gobierno tenga un diagnóstico tan claro para hacer las correcciones correspondientes y tampoco asumir el costo político !!!
    Mis sinceros saludos

  8. Gracias por tus reflexiones y aportes periódicos para con la patria, Mingo. Todas las corrientes que confluyen en la coalición de gobierno están muy calladas con respecto a la bomba de LELIQs. Tan poco ruido es muy ruidoso. Quizá estemos cerca de un desenlace? O crees que hay cuerda para rato? (Léase, prox gobierno)

    1. Nadie habla claramente del tema, pero todos los que sienten responsabilidad futura están pensando como resolver el problema. Un abrazo

  9. Querido Dr. el Gobierno no habla sobre el tema LELIQS. La solución buena sería reformas estructurales, crecimiento de la economía con reducción de inflación y crecimiento de demanda de dinero, pero eso no ocurrirá con este gobierno ¿Cómo termina esa bola de nieve? Se me ocurren dos posibles soluciones: 1) plan bonex o devaluación para licuarlas como en 2018 ¿Ud. cómo lo ve? ¿Es probable que el año que viene, en un contexto político volátil, se derrumbe la demanda de dinero y complique más la situación? Muchas gracias, un fuerte abrazo.

  10. Pensar que solo con una fuerte baja real del gasto público se controla en el corto plazo este descalabro económico es muy optimista. El problema es descomunal y las LELIK son una bomba de tiempo.
    Dr. Cavallo, como se puede resolver la cuestión LELIK?
    Gracias.

    1. Es cierto, pero sin baja real de gasto público resolver el problema que crean la LELIQs es imposible. Un abrazo

  11. Estimado hago una pregunta o mas ni en reflexión, rubinstein trata de “copiar el exitoso modelo kirchnerista del 2003” y muchos peronistas y no peronistas coinciden en que hay que hacer. Teniendo en cuenta que “estabilidad” y “menem” parecen ser palabras prohibidas, por que no dicen que Néstor Kirchner puso una “convertibilidad virtual” del 2003 al 2007 en el que el tipo de cambio pasó de 3 pesos a 3,15, en default, sin apoyo del fmi ni de organismos externos, y con inflación de 10 o 15 %? Un tipo de cambio que gracias al entones presidente del bcra se mantuvo siempre cubierto con reservas 100% en dólares. Creo que es momento de que todos entendamos que las crisis llegan con tipos de cambio fijo o tipos de cambio flotante, y que en los países de Latinoamérica el aumento en el precio del dólar es la principal variable que afecta la inflación. Ahora hablan de hacer lo que hizo brasil en el 94 para terminar con la inflación, lo que me produce gracia y tristeza porque lo que hizo brasil en ese momento, fue copiar a la argentina. Entonces propongo que en vez de copiar a brasil, Israel, o quien sea, hagamos lo que hizo Kirchner en el 2003 en adelante, que fue casi lo que hizo menem, un tipo de cambio semifijo: que fluctúe de 300 a 315 pesos y que sea plenamente convertible, de manera de anclar la expectativa inflacionaria, mientras se hace un reperfilamiento forzoso de todo lo que no se pueda pagar, a la vez que se reduce el gasto público, se quitan los controles de precios y se abren las importaciones. La inflacion frenaría y caeríamos en desinflacion. Es la manera mas rápida y efectiva de sincerar la economia. Obviamente esos 300 pesos de ejemplo hace referencia al precio de equilibrio del dolar y no a un numero discrecional, precio de equilibrio que puede llegarse fácilmente con un desdoblamiento del mercado cambiario como el que propone. Hoy parece imposible un plan articulado o modular para corregir todos los desequilibrios macro y microeconómicos que tenemos, la inflacion debe resolverse de una o no se resuelve (cosa que muchos políticos y economistas no parecen comprender, de izquierda, derecha, de arriba o de abajo). Quiero hacer mención a algo que dijo en el post: las tasas de interés actuales no estan sirviendo para contener la inflacion, ni aqui ni en EEUU ni en Europa. Las estan subiendo hace meses y la inflacion sigue alta, y seguirá alta mientras no le presten atención a los agregados monetarios. Asi sea porque el aumento es demasiado tibio como tambien por lo mas importante que tiene una economía capitalista: LAS EXPECTATIVAS. Si las expectativas no cambian, no hay tasa de referencia que frene la inflacion sin recesión. Y al menos en el caso argentino, para cambiar las expectativas deben cambiarse las reglas de juego, y esto incluye la política monetaria. Tampoco entenderé por qué no se habla de teoría de juegos, ni siquiera he escuchado la palabra dilema del prisionero en las discusiones estériles entre economistas, teoría que se ve en primera año en casi cualquier carrera. Parecemos atrapados en discursos del siglo XIX cuando tenemos problemas del siglo XXI. Saludos cordiales y espero que se encuentre bien.

    1. Estuve releyendo Camino a la Estabilidad, libro que escribí a principios de 2014 y en el que hablo de lo que tendría que haber hecho Cristina en los dos últimos años de su mandato y la solución que debía encarat el gobierno que asumiera en diciembre de 2015. Lo que digo ahí tiene plena veigencia tanto para este último tramo del gobierno de ALberto Y Cristina como para el eventual gobierno de Juntos por el Cambio que probablemente lo suceda. Un abrazo

  12. Es el momento del ancla fiscal. Totalmente de acuerdo.

    Aprovecho a saludarlo, Dr. Cavallo, y a darle una nueva bienvenida a Argentina. Podré comunicarme con usted por mail, me gustaría charlar con usted

  13. Muchas gracias Dr Cavallo por esta nota tan pero tan Clara.
    De paso, chapeau para Nadin Argañaraz.
    Saludos más que cordiales.

  14. Hola, Domingo. Soy Martín Vicente, investigador del CONICET. Estoy escribiendo un libro sobre Mariano Grondona y me gustaría contactarme con Ud. a fin de tener su testimonio.
    Saludos.

  15. Estimado, buenas tardes.

    Soy Pedro Tristant, periodista del semanario Búsqueda de Montevideo. Le escribo porque, con motivo de la presentación del libro Los noventa, la Argentina de Menem, me interesa poder hacerle una entrevista para abordar los temas que allí trata y el vínculo con el Uruguay durante ese período.

    ¿Podríamos coordinar tal entrevista?

    Desde ya, muchas gracias.
    Quedo atento a sus comentarios.

    Saludos cordiales,
    Pedro.

    1. Tiene que ser una entrevista presencial? Yo no estoy en Buenos aires hasta el lunes próximo. Un abrazo

  16. Estimado Doctor Domingo Cavallo. Estimo que la reducción del gasto público no será fácil, porque para que ello ocurra en términos reales es necesario hacer una fuerte reestructuración en gran parte del sector público, y medidas de esa naturaleza deben ser realizadas al inicio del período de gobierno. Para reducir rápidamente el déficit de las Empresas del Estado habría que aumentar las tarifas, pero en los servicios que prestan muchas de esas empresas las tarifas ya están en valores adecuados, y un incremento importante encarecería irracionalmente los precios de esos servicios (caso de Correo Oficial, Aerolíneas Argentinas, Aysa, etc.). Hay Empresas del Estado, como sucede con Yacimiento Carbonífero Río Turbio, que el ingreso anual es de 50 millones de pesos, en tanto que el gasto anual de esa empresa es de 14.000 millones de pesos, y resulta imposible equilibrar ese desfasaje. Le parece que habrá una reducción del gasto público en términos reales durante 2023 ?. Agradecido por su atención. Cordiales saludos.

  17. Se dio cuenta que nunca nadie habla de la pesificacion? Y eso que escuchamos análisis de todo tipo por todos lados

  18. Buenas tardes Doctor, usted esta de acuerdo con que exista la industria automovilistica? El otro día en TN lo escuchaba y muchos dicen que no tiene sentido que nos dediquemos a fabricar autos. Y que ante una apertura de la economia los autos se importarían. Pero resulta que hoy es una industria que exporta segun usted dijo. Tambien dicen que es una industria que existe solo porque se exporta a Brasil gracias al mercosur

    1. La industria autormotríz es una parte importante de la estrucutra industrial de Argentina y properaría incluso en un contexto e amplia apertura comercial como parte de una buena reforma económica integral. Un abrazo

  19. Difícil que este gobierno baje la inflación, dr. CAVALLO, porque ya me dí cuenta de que ALBERTO no es justicialista, sino que es socialdemócrata. Estamos al horno porque ellos creen en la inflación.
    Saludos.

  20. Buenos días Doctor, lo estuve escuchando en TN los otros días cuando hablaba del falso relato sobre los 90 y el industricidio. Ud. que fue Ministro de Economía durante 6 años, sería bueno que alguna vez pueda detallar que empresas volvieron a instalarse en los 90 porque la izquierda repite ese relato y lamentablemente lo han instalado de tanto repetirlo, ya dicho el dicho…miente miente que algo quedará! En la ciudad donde yo vivía recuerdo que estaba Nestlé y se mantuvo durante toda la década del 90, si bien en el año 1995 llegó a despedir 180 empleados, luego del sacudón de las crisis internacionales volvió a reincorporar a la mayoría y recién en 2000 bajo sus persianas y se fue aduciendo problemas en relación a los precios internacionales y costos de producción.

  21. Gracias por todo lo que escribe Don Cavalo. Hace mas de 10 años que sigo su pagina. Hace muchos años le dije que la historia lo iba a encumbrar como el procer que es usted. Y el tiempo me dio la razon. Usted fue el mejor ministro de la historia… Mi padre ya fallecido siendo albañil con usted pasamos de tener una prefabricada de carton a tener una casa de material, pasamos de un citroen 2cv a tener un Fiat 1600 y ya sobre la mitad del 2001 tuvimos un Renault 12. Y ni hablar de las herramientas que se compro y llego a tener ahorrado en su momento 600 mil dolares… Repito siendo solamente albañil y arrancando el dia a las 5 de la mañana. Usted fue el artifice de que realmente la gente tuviese dignidad que no sea regalado sino ganado con el sudor de la frente. Vuelva Cavallo que no esta solo…. somos millones. Hace mas o menos 10 años eramos unos pocos lo que lo elogiamos, hoy una generacion lo escucha con atencion

  22. Estimado Ministro, escribo el siguiente mensaje para decirle que he leído su último libro «Historia Económica de la Argentina» y consultarle si existe alguna manera de hacérselo llegar para que pueda firmármelo.
    Desde ya decirle que disfrute mucho de su lectura ya que soy un estudiante de Economía y el libro ofrece un enfoque totalmente distinto al que se brinda en la UBA.
    Muchas gracias por su tiempo.
    Agustín

    1. Con mucho gusto te lo firmo si lo traes a mi oficina, Tagle 2810. Si no estoy yo, dejaselo a José Luis o a Agustín y ellos te avisarán cuando podés pasar a retirarlo firmado. Si yo estoy, podemos conversar. Un abrazo

  23. Más claro que el agua. Espero que muchos lean esto para comprender mejor la situación.

    Ojalá algún día pueda venir a Tucumán y dar una conferencia, le aseguro que llena un estadio.

    Saludos!

    1. Justamente estoy en Tucumán para participar en la conferencia por el décimo aniversario de la Fundación Federalismo y Libertad, pero sólo por el día. La conferencia es a las 17 horas, esta tarde. Un abrazo

Los comentarios están cerrados.